EL COCHE MÁS BONITO DEL MUNDO

El título del vehículo más bonito del mundo es uno de los más apreciados galardones del mundo del automóvil. Y no faltan candidatos. Estos son algunos de los últimos.

El nuevo Alfa Romeo Giulia ha sido coronado con el premio del vehículo más bonito del año 2016 en el salón del automóvil que se celebra desde hace 32 años en París. El Giulia es un perfecto representante del diseño italiano, caracterizado por el sentido de la proporción, la sencillez y la atención por la calidad de las superficies.

Pero el Giulia no es sólo belleza sino también potencia. La versión más potente del Giulia, la llamada Quadrifoglio, fue presentada en Norteamérica el pasado noviembre en el Salón del Automóvil de Los Ángeles con un motor V6 biturbo de 505 caballos. El motor está derivado de un producido por la marca Ferrari y consigue que el Giulia Quadrifoglio sea el Alfa Romeo de producción más potente de la historia.
El Giulia Quadrifoglio alcanza una velocidad máxima de 191 millas por hora con una aceleración de 0 a 60 millas por hora en 3,8 segundos.

Otro vehículo coronado por su belleza es el Renault Trezor, un prototipo de deportivo eléctrico producido por la marca francesa que ha ganado el elogio de la crítica por su “extrema belleza, sensualidad y elegancia”.

El Trezor, con sus largas líneas y superficie sacada de una película de ciencia ficción, se hizo con el premio de “Prototipo Más Bonito del Año” en el Salón del Automóvil de París. El vehículo destaca por su prolongado capó y tomas de aire con formas de celdas de panal. El chasis del vehículo está realizado en fibra de carbono con un textura como la piel de una serpiente.

El Trezor ha sido creado por los mismos ingenieros que diseñan los vehículos de Fórmula E, la Fórmula 1 de vehículos eléctricos, por lo que no extraña su rendimiento: 350 caballos de potencia y de 0 a 62 millas por hora en menos de cuatro segundos.

Y de un vehículo que probablemente nunca estará a la venta a otro que está llegando ahora a los concesionarios, el Vanquish Volante S de Aston Martin. El biplaza descapotable (“volante” designa la versión descapotable) ha sido calificado como un automóvil “imposiblemente bello” por la crítica.

Aunque la firma británica sólo puso a la venta el modelo Vanquish en 2012, su diseño, que evoluciona con cada nueva versión, se ha convertido en un clásico en el sector.

El Vanquish Volante S añade ahora nuevo elementos aerodinámicos, como un splitter delantero y un difusor trasero realizados en fibra de carbono y cuatro tubos de escape.

Pero si el Vanquish Volante S sólo fuese precioso no estaría en esta lista. Porque el deportivo de Aston Martin es también “imposiblemente potente”. El descapotable cuenta con un motor de 6 litros en V12 que desarrolla 580 caballos de potencia sin necesidad de turbocompresor. Su velocidad máxima es 201 millas por hora y pasa de 0 a 60 millas por hora en 3,5 segundos. El precio está a la altura del diseño y la potencia: 312.950 dólares por su versión más básica.

Anuncios